Dolor abdominal: ¿qué lo causa y cuándo buscar ayuda?

Introducción

El dolor abdominal puede ser una experiencia desagradable que muchos de nosotros hemos experimentado por lo menos una vez en nuestras vidas. Aunque en la mayoría de los casos el dolor abdominal desaparece por sí solo, hay momentos en que puede indicar una afección subyacente grave que necesita tratamiento médico inmediato.

Causas de dolor abdominal

Digestión

La digestión generalmente es la causa más común de dolor abdominal. Los alimentos no digeridos o mal digeridos pueden causar una variedad de síntomas digestivos, como dolor abdominal, hinchazón, gases y estreñimiento o diarrea. A menudo, estos síntomas son causados por una mala alimentación o desequilibrios en la flora intestinal.

Infecciones gastrointestinales

Las infecciones gastrointestinales, como la gastroenteritis viral, también son una causa común de dolor abdominal. Estas infecciones pueden ser causadas por comer alimentos crudos o contaminados con bacterias nocivas. Los síntomas de una infección gastrointestinal incluyen dolor abdominal, diarrea, náuseas y vómitos.

Enfermedades inflamatorias intestinales

Las enfermedades inflamatorias intestinales (EII), como la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa, son una causa menos común de dolor abdominal. Los síntomas de estas enfermedades incluyen dolor abdominal, diarrea crónica y sangrado rectal. Estas afecciones requieren tratamiento médico y seguir una dieta específica puede ser beneficioso para controlar los síntomas.

Cálculos biliares

Los cálculos biliares pueden causar fuertes dolores abdominales. Estos cálculos se forman cuando los fluidos biliares se endurecen y se cristalizan en pequeñas piedras. Dependiendo del tamaño y la ubicación del cálculo, puede causar dolor abdominal, náuseas y vómitos. En algunos casos, los cálculos biliares pueden requerir cirugía para su eliminación.

Úlceras estomacales y duodenales

Las úlceras estomacales y duodenales son lesiones en el revestimiento del estómago y del duodeno, que pueden causar dolor abdominal. Estas lesiones pueden ser causadas por el uso excesivo de medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINE), el abuso de alcohol o infecciones por Helicobacter pylori. Los síntomas incluyen dolor abdominal, náuseas y vómitos.

Hernias

Las hernias son otra causa de dolor abdominal. Las hernias ocurren cuando los órganos internos, como el intestino, se salen a través de un punto débil en la pared abdominal. Los síntomas incluyen dolor abdominal, hinchazón y sensación de ardor en el área afectada.

Enfermedades renales

Los problemas renales también pueden causar dolor abdominal. Estas afecciones incluyen cálculos renales, infecciones urinarias, enfermedad renal poliquística y carcinoma de células renales. Los síntomas incluyen dolor abdominal, dolor lumbar y micción dolorosa o frecuente.

Enfermedades ginecológicas

Las mujeres pueden experimentar dolor abdominal debido a ciertas afecciones ginecológicas, como quistes ováricos, endometriosis y fibromas uterinos. Estas afecciones pueden causar dolor abdominal, dolor pélvico y sangrado anormal. En algunos casos, pueden requerir cirugía para su tratamiento.

Cuándo buscar ayuda médica

Si experimentas dolor abdominal intenso o prolongado, es importante buscar atención médica adecuada. Además, debes buscar asistencia médica si tienes otros síntomas, como sangrado rectal, vómitos constantes o dificultades para respirar.

Es especialmente importante buscar atención médica urgente si experimentas dolor abdominal repentino e intenso, ya que esto podría ser un signo de una afección grave que amenaza la vida, como una apendicitis.

Tratamiento del dolor abdominal

El tratamiento del dolor abdominal depende de la causa subyacente. En la mayoría de los casos, los síntomas pueden tratarse con cambios en la dieta y medicamentos de venta libre. Sin embargo, si el dolor abdominal es causado por una afección subyacente, es posible que se requiera tratamiento médico adecuado.

El tratamiento para condiciones como úlceras y enfermedades inflamatorias intestinales puede incluir una combinación de medicamentos recetados, cambios en la dieta y, en algunos casos, cirugía.

Conclusión

El dolor abdominal puede ser una afección común, pero también puede ser un indicador de una afección subyacente grave. Si experimentas dolor abdominal intenso y prolongado, es importante buscar atención médica adecuada para determinar la causa subyacente y recibir el tratamiento adecuado. Asegúrate de informar a tu médico sobre cualquier otro síntoma que puedas estar experimentando para que pueda hacer un diagnóstico preciso y ofrecer el tratamiento adecuado.